Osteopatía Visceral

La osteopatía visceral está basada en que todas las vísceras tienen movimiento, como cualquier otra estructura corporal, y tienen que tenerlo para funcionar, nutrirse y desintoxicarse correctamente.

El movimiento de las vísceras es producido por:

  • El diafragma: es un músculo que al contraerse ejerce un empuje sobre las vísceras abdominales y una tracción sobre los pulmones y el corazón.
  • El propio movimiento visceral: el corazón late, el estomago se contrae para poder hacer la digestión, los intestinos tienen peristaltismo…
  • La movilidad visceral: es un movimiento propio de cada órgano, que parece que tiene su origen en el desarrollo embrionario.

Muy a menudo observamos en consulta que el diafragma respiratorio presenta restricciones, debido al estrés, emociones, ritmo de vida… Cuando nuestro diafragma no inspira y espira correctamente todas las vísceras y sistema nervioso se alteran por sus relaciones anatómicas.

Unas de las relaciones más importantes respecto al diafragma son, vena cava inferior, esófago, nervio vago y frénico, cisterna de Pecquet, inserciones lumbares y torácicas, hígado, corazón, riñon, pulmón, corazón, vesícula biliar… Como podemos observar, en cuanto el diafragma no se mueve correctamente nuestra salud se puede ver alterada.

 

maxresdefault

 

A través del sistema nervioso vegetativo y la facilitación neurológica las vísceras pueden ocasionar dolor referido (dolor en una parte que puede estar a distancia del lugar de origen). Es muy conocido el dolor referido del corazón, todo el mundo sabe que duele en la parte interna del brazo izquierdo, pues lo mismo pasa con el resto de vísceras.

El hígado, puede dar dolor de hombro derecho, la vesícula biliar una tendinitis en el codo derecho, el esófago nos da dolor entre las paletillas, el estómago nos da sensación de pesadez y dolor en los trapecios…

Por lo tanto, la osteopatía visceral no solamente nos sirve para dar movilidad visceral y disminuir síntomas viscerales sino que también nos otorga más posibilidades de tratamiento ante un dolor, ya que hay veces que con las técnicas habituales musculo-esqueléticas no se soluciona el problema.

Gracias a la restauración funcional del diafragma y la movilidad intrínseca visceral podemos recuperar distintos problemas músculoesqueléticos.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s